MR banner newsletter

En la transición petróleo-energía renovable, los bancos arriesgan miles de millones

¿Los grandes inversores están abandonando el sector del petróleo y el gas? Así es como lo están haciendo los bancos más grandes del mundo…

En la transición petróleo-energía renovable, los bancos arriesgan miles de millones

Las instituciones financieras están comenzando a desaprobar todo lo relacionado con el petróleo y el gas. No son solo apariencias para mostrarse en línea con las últimas tendencias verdes, sino hechos concretos que expresan la voluntad de seguir la transición energética en curso.

JP Morgan se compromete a ayudar a sus clientes a alinear sus inversiones con los objetivos de emisiones contaminantes del acuerdo de ParísHSBC ha anunciado hasta 1 billón de dólares en fondos de energía verde. Importantes grupos de inversores han expresado su voluntad de fijar un máximo de emisiones para su cartera de inversiones.

Energías renovables más resilientes que los combustibles fósiles

La Unión Europea también ha vinculado la distribución de su fondo de recuperación pandémica de 750.000 millones de euros al requisito de que al menos el 37 por ciento del dinero se utilice para proyectos de energía verde.

Pero Europa no es la única. Las inversiones en energías renovables de este año demostraron ser más resistentes que las inversiones en combustibles fósiles. También registraron una caída, pero menor que la del sector de petróleo y gas.

En consecuencia, los bancos están siguiendo el dinero. En los Estados Unidos, por ejemplo, los bancos han comenzado a mostrarse reacios a proporcionar financiación a las empresas de petróleo y gas. El año pasado, cinco de los bancos más grandes de Estados Unidos decidieron dejar de financiar las perforaciones de petróleo y gas en el Ártico.

Una actitud que maduró incluso antes del desplome de los precios del petróleo este año y la pandemia. De hecho, la productividad de las petroleras está resultando menor de lo esperado y los niveles de endeudamiento están aumentando.

¿Cuándo y cómo abandonar el vagón petrolero?

Sin embargo, según los expertos, los bancos no van a inclinar la cabeza hacia las energías verdes. La transición energética de los combustibles fósiles a las renovables no ocurrirá en un instante. Si los bancos adoptan las nuevas tendencias demasiado pronto y abandonan el petróleo antes, corren el riesgo de quemar miles de millones.

Por cierto, la International Energy Agency, un firme defensor del cambio a la energía verde, también espera que el petróleo y el gas se sigan utilizando durante mucho tiempo y proporcionen energía a un número creciente de personas que lo necesitan. a medida que la población mundial sigue creciendo.

Teniendo en cuenta que los bancos son instituciones pragmáticas y, al menos en teoría, desconectados de cuestiones ideológicas, es poco probable que den la espalda por completo al petróleo y al gas. Sin embargo, lo cierto es que están reduciendo progresivamente su exposición al sector petrolero, en busca de inversiones más rentables, sostenibles y ecológicas.

METALLIRARI.COM © SOME RIGHTS RESERVED