MR banner newsletter

Viraje para los productores de aluminio: mas costos y menos márgenes

Si bien los precios del aluminio fluctúan violentamente, los costos de producción del aluminio primario han aumentado y los márgenes se contraen drásticamente.

Viraje para los productores de aluminio: mas costos y menos márgenes

Estamos en medio de una crisis energética que, entre otras cosas, ha hecho subir y bajar los precios del aluminio en una montaña rusa. Los precios alcanzaron máximos de varias décadas el 18 de octubre (3.168 dólares por tonelada) y hoy, 12 de noviembre, las cotizaciones de la London Metal Exchange cayeron a 2.679 dólares.

En un contexto tan volátil, la especulación ha encontrado un buen terreno para operar, amplificando las fluctuaciones que han alcanzado niveles que dificultan mucho la planificación y adquisición para los consumidores de metal físico.

Hay costos estructuralmente más altos en el futuro de las fundiciones de aluminio

Pero en medio de tanta incertidumbre sobre los precios, una tendencia en China que afecta a los productores de aluminio parece bastante clara y es la tendencia de mayores costos y márgenes reducidos. Es decir, más allá de los acontecimientos actuales que están moviendo el mercado, los mayores costos para los productores de aluminio podrían convertirse en una constante durante los próximos años.

Durante años, China ha introducido precios escalonados para la electricidad utilizada por la industria del aluminio. Este año han llegado nuevas reglas para incentivar la eficiencia energética, que castigan a los productores que usan más energía con mayores costos. Los efectos se sintieron cuando la intensidad energética promedio se redujo en un 8%, de 14,795 kWh por tonelada en 2004 a 13,543 kWh por tonelada en 2020. No olvidemos que China es el mayor productor mundial de aluminio primario, uno de los metales más energéticos que existe.

El crecimiento de la oferta primaria es insostenible

Además, China liberalizó recientemente los precios de la electricidad a base de carbón, una medida que podría tener profundas consecuencias en el futuro. Dado que el precio ahora puede fluctuar con respecto al precio base en más de un 20%, suponiendo que los otros costos permanezcan sin cambios, el aumento de los precios de la energía en esta medida conduciría a un aumento de los costos para los productores primarios de alrededor del 7.%. Es por eso que los expertos creen que el crecimiento a largo plazo del suministro de aluminio primario es insostenible.

Históricamente, nunca ha habido un cambio tan radical en los costos para el negocio de la fundición de aluminio como en este período. A menos que existan avances tecnológicos que puedan reducir significativamente el consumo de energía, la nueva estructura de costos podría configurarse para durar. La nueva norma para las fundiciones de aluminio serán los altos costos de energía y los márgenes más bajos de lo que están acostumbrados.

Mientras tanto, el mundo entero está inmerso en una transición energética que requiere cada vez más aluminio para utilizarse en vehículos más ligeros e infraestructura eléctrica. En consecuencia, veremos algunas buenas en cuanto a los precios del aluminio, que se asemejarán cada vez más a un resorte, que se estira y se acorta de forma continua y violenta.

METALLIRARI.COM © SOME RIGHTS RESERVED