MR banner newsletter

¡Salvamos el efectivo de la desaparición! El Reino Unido enseña…

Después de la pandemia, el efectivo se convirtió en un bien escaso en el Reino Unido. La oficina de correos es la última ventanilla donde puede ver y tocar los billetes físicos.

¡Salvamos el dinero en efectivo de la desaparición! El Reino Unido enseña...

En el Reino Unido, el cierre de muchas sucursales bancarias y cajeros automáticos gratuitos ha dificultado el acceso al efectivo. Además, todos los minoristas han dado prioridad a las tarjetas de débito y crédito durante la pandemia, y aunque el uso de dinero ya estaba disminuyendo, se redujo en más de un tercio el año pasado.

La última ventanilla de la ciudad

Como resultado, el uso de efectivo en el Reino Unido se ha convertido en un problema en la actualidad. Difícil gastarlo y aún más difícil y caro conseguirlo. Por este motivo, las oficinas de correos británicas se han convertido en la última ventanilla de la ciudad. De hecho, son uno de los pocos lugares donde la gente puede poner sus manos en billetes de verdad.

El correo del Reino Unido se ha dado cuenta de que hay muchos millones de personas para quienes el acceso digital es limitado, ya sea por falta de acceso de banda ancha o por la incapacidad de administrar herramientas digitales. Se estima que hay 8 millones de personas en el Reino Unido que dependen del efectivo porque es más fácil de usar y menos complicado que las tarjetas de débito/crédito.

Seguro, confiable y valioso, eso es el efectivo

Incluso en España hay quienes sueñan con una economía sin efectivo. A pesar de la resistencia de una parte de la población, el gobierno y las instituciones financieras continúan presionando hacia los pagos digitales, para obligar a las personas a abandonar el uso de efectivo.

Al menos una política cuestionable en un momento en el que se habla mucho de resiliencia de los sistemas y que no toma en consideración que es el efectivo el que tiene mayor resiliencia en las transacciones de pago. Los pagos digitales permanecen expuestos a cortes de energía, amenazas cibernéticas o problemas técnicos. En tales situaciones, es el efectivo, gracias a sus propiedades únicas, lo que representa una forma importante de seguridad y un depósito confiable de valor.

Pero también hay situaciones particularmente dramáticas, como las de personas que viven relaciones abusivas u opresivas y que necesitan dinero físico para poder escapar. Efectivamente, el efectivo garantiza la inclusión de la parte de la población más vulnerable socialmente.

En la era digital, el efectivo es un bien público que hay que proteger.

METALLIRARI.COM © SOME RIGHTS RESERVED